Servicio Médico de la UNED cuenta con Sala de Lactancia Materna

Por Karol Ramírez Chinchilla

Un cálido y cómodo espacio en el Servicio Médico de la UNED acompañará a partir de este año el proceso de lactancia de las madres funcionarias que se encuentran en esta etapa. La Sala de Lactancia Materna ha sido acondicionada bajo las normas técnicas de seguridad propicias para la extracción y conservación de la leche materna, en cumplimiento con la normativa a nivel nacional.

La sala se encuentra ubicada en la segunda planta del edificio del Servicio Médico y estará disponible de lunes a viernes, de 7:00 a.m. a 4:00 p.m. para las madres que trabajan en la UNED. El espacio ofrece a la madre en periodo de lactancia el mobiliario ideal para cumplir con el proceso, en completa privacidad y tranquilidad, bajo los controles sanitarios requeridos.

“Para la UNED es fundamental reconocer la importancia de los beneficios de la leche materna, y particularmente, acompañar a las funcionarias que, una vez que regresan a su lugar de trabajo, después de completar su licencia de maternidad, requieren de un lugar higiénico y privado que permita facilitar la extracción de leche materna con el fin de proveerle al bebé la mejor alimentación”, comentó la Dra. Karla Rojas Saurez, jefa del Servicio Médico.

Con la apertura del espacio, la UNED cumple a cabalidad con el Decreto Ejecutivo denominado “Reglamento de condiciones para las salas de lactancia materna en los centros de trabajo”, publicado en el diario oficial La Gaceta el 4 de mayo del 2018 para ampliar los contenidos de la “Ley de fomento a la lactancia materna”.

“El decreto detalla una serie de condiciones que debe cumplir el espacio físico que debe proporcionar el patrono, como que éste cuente con unas dimensiones mínimas, que esté dotado de la privacidad requerida, y cuente con una serie de equipamiento, entre otras disposiciones de acatamiento obligatorio”, explicó la Dra. Rojas Saurez.

La sala cuenta con las siguientes facilidades de espacio, equipo, mobiliario y materiales:

a) Una sala exclusiva equipada con dos sillones cómodos y una mesa pequeña.
b) Lavamanos y artículos para el lavado de las manos.
c) Refrigeradora para el almacenaje temporal de la leche, mientras la madre está en la Universidad.
d) Extractor de leche manual y eléctrico.
e) Etiquetas para la rotulación de las bolsas para almacenar la leche.
f) Ventilador.
g) Acceso a servicio sanitario.
h) Lista para control de visitas.

Es importante aclarar que cada madre deberá llevar sus propias bolsas o biberones con tapa para almacenar la leche y, además, deberá cumplir con las normas de uso y control del espacio, que serán comunicadas por el personal del Servicio Médico.

Las madres en período de lactancia que requieran utilizar la sala deberán reservar el espacio en el Servicio Médico, llamando al 2234-9044.

En el proceso de acondicionamiento de la sala participaron activamente la Unidad de Mantenimiento y la Unidad de Aseo, con el apoyo de la Vicerrectoría Ejecutiva. La iniciativa se ejecutó también por la gestión del Consejo de Rectoría y del Instituto de Estudios de Género.