Efectos del sistema demográfico nacional perjudican sistema de pensiones

Sistemas públicos de pensiones podrían colapsar en 35 o 50 años

 

Según Edgar Robles, el Poder Judicial presenta la situación de sostenibilidad más alarmante

 

"Cada vez hay menos hijos y más jubilados... Hoy tenemos a seis personas cotizando para un adulto mayor y en el 2050 solo habrán dos cotizando para cada pensionado", Edgar Robles

 

¿Hacia el Colapso de los Sistemas Públicos de Pensiones?, con esta interrogante inició la conferencia organizada por el Centro de Investigación en Cultura y Desarrollo (CICDE) de la Universidad Estatal a Distancia (UNED) para abordar la situación en que se encuentra el sistema de pensiones de Costa Rica.

 

Para Luis Paulino Vargas, director del CICDE, la actividad tuvo como objetivo conocer en profundidad la evaluación de los sistemas de pensiones que realiza el órgano oficial y legalmente encargado de su supervisión y regulación, así como las propuestas que ofrece a los costarricenses.

 

"Esta conferencia la vinculamos como parte de las actividades que llevamos a cabo dentro de los trabajos de investigación del CICDE y que tiene a cargo nuestro compañero Andrey Badilla... Este proyecto tiene como fin, estudiar el problema de la crisis de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) pero con un enfoque distinto al usual, pues tratamos de hacer aportes alternativo, totalmente diferentes a los enfoques que le han dado los medios de comunicación nacional y el medio políticos", afirmó Vargas.

 

"En esa idea estamos abocados, en seguir investigando sobre procesos de cambio en la sociedad costarricense y en las sociedades contemporáneas. En esta oportunidad, don Edgar Robles, quien es superintendente de Pensiones nos explicó acerca de algunos alcances y posibles repercusiones que podría tener el sistema de pensiones", indicó Vargas

 

Alerta acerca del sistema de pensiones

 

Al inicio de la exposición, Edgar Robles afirmó, que el tema del seguro social y el del sistema de pensiones es muy complejo en el ámbito mundial pues cada país tiene su visión y su forma de llevarla a cabo.

 

Entre los principales inconvenientes que presentan estos tipos de sistemas está la toma de decisiones oportunas, las reformas del régimen de pensiones, los intereses políticos y los cambios que ha presentado el sistema demográfico.

 

"En el caso de Costa Rica, específicamente en el de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), hemos venido alertando acerca de la sostenibilidad del régimen pues hemos visto como el tema se ha venido trasladando a situaciones un poco críticas. Lamentablemente, el no tomar decisiones oportunas y acertadas está llevando al colapso al régimen... El régimen de pensiones de la década de los años 70 es totalmente distinto a las de este tiempo. Pero no solo es eso, sino que creemos que si hay grupos interesados en que el sistema colapse pues hay individuos que buscan mantener privilegios dentro del sistema de pensiones", afirmó Robles.

 

"Si hay algo que distingue al costarricense a nivel mundial es el sistema de seguro social, que se extiende no solo al tema de salud, sino también de pensiones, y que si bien las pensiones que paga la CCSS son de subsistencia, esto representa una ayuda importante para las personas pensionadas... Hoy tenemos más de 200 mil personas pensionadas, y esas personas, sin esa pensión estarían presentando situaciones mucho más críticas de lo que hoy presentan ante el envejecimiento", agregó.

 

Multipilares del sistema de pensiones

 

En palabras de Edgar Robles, al hablar de multipilares se refiere a los diferentes niveles de protección que existe para salvaguardar el sistema de pensiones. "Partimos de una pensión contributiva básica, que para muchas personas es la CCSS; luego hay un segundo pilar que son pensiones obligatorias, que para nosotros son las complementarias, y que en otros países fue desmantelada, es decir, que desaparecieron a una para absorberla con la otra... En Costa Rica, la situación es distinta pues las personas pueden acceder a los dos pilares y se beneficia de ellos al mismo tiempo".

 

"Esto es importante porque no compiten entre sí, pues ambos son complementarios. Otro de los pilares es el seguro voluntario, aquí, los pilares dos y tres son financiados con cuentas individuales y se manejan como cuentas de ahorro; finalmente, está el pilar de pensión no contributiva, que en otros países se conoce como pilar cero, donde las personas que por su condición de pobreza se ven beneficiadas con este pilar", sostuvo Robles.

 

"Quiero referirme brevemente al tema de Invalidez Vejez y Muerte (IVM). Este sistema cubre a la mayoría de los costarricenses, pero hay otras entidades públicas que tienen su pilar sustituto, uno de ellos es el Magisterio Nacional, con sus diferentes vertientes; por ejemplo, todas las personas que trabajan para el sector educación cotizan para uno de los regímenes del Magisterio Nacional, ya sea mediante las leyes 2248, 7268 o la 7558", añadió Robles.

 

El Poder Judicial presenta situaciones de sostenibilidad alarmante

 

"En el caso del Poder Judicial, se perdió el concepto de solidaridad hace mucho tiempo, recordemos que el concepto de solidaridad se basa en que los que más tienen financian a los que menos tienen... En el Poder Judicial es a la inversa porque los que más tienen reciben más y los que menos tienen, reciben menos; estas prácticas hacen que el sistema del Poder Judicial sea insostenible", manifestó Robles.

 

Debido a esta situación, la Superintendencia de Pensiones (Supén) propone cerrarlo, pero tampoco esa medida saldrá gratis pues el pueblo cargará con ese costo, porque el cierre implica el traslado de las erogaciones al presupuesto nacional.

 

De concretarse estas acciones, todos los costarricenses, incluidos los más humildes, quedarán comprometidos a mantener las jubilaciones de privilegio ya otorgadas y las concedidas a quienes se pensionen en el año y medio posterior al cierre, si se adoptara la sugerencia más tajante de la Supén.

 

Riesgos asociados a la CCSS

 

"Entre los riesgos asociados que presenta la Caja podemos destacar el cumplimiento de las cuotas patronales y el cumplimiento de los años de trabajo. Pero el más riesgoso es el político porque este tiene la tentación que tiene el Gobierno de meter la mano en los recursos que se han acumulado para otros fines, y esos fines se tienen nombre y apellido, financiamiento del déficit fiscal", afirmó Robles.

 

"Hoy, más del 98% de las pensiones que administra la CCSS están en títulos del sector público, es decir, están diversificados pues si esto se concentra en solo una institución este puede quebrar y ocurriría lo que pasó en Argentina, Perú, Colombia, El Salvador, Chile y Europa, y cuando pasa eso, quienes más sufren son los fondos de pensiones y los pensionados porque aparte de que se les rebaja el monto de pensiones, estos no logran conseguir trabajo debido a su edad", declaró el especialista.

 

Por eso, desde el punto de vista financiero, hay que diversificar, y de hecho el sistema costarricense ha sido copiado en otros países por el éxito que ha tenido.

 

Demografía nacional, el talón de Aquiles

 

"En el largo plazo, el país enfrenta un cambio demográfico dramático pues habrá más adultos mayores que jóvenes, o sea, lo que el país ha venido presentando en los últimos años se intensificará más agresivamente, y este fenómeno no han podido predecirlo a tiempo ni siquiera por los demógrafos más avanzados", declaró Robles.

 

"En 1993 la esperanza de vida era de 74 años y en 1998 era de casi 75 años, lo que quiero decir es que la esperanza de vida sigue creciendo, y en el caso de las mujeres, esta se extiende por más años pues para el 2009 la esperanza de vida pasó a ser de 81 años... Sin embargo, mientras la esperanza de vida sigue creciendo, la fecundidad ha decrecido, lo cual es preocupante, porque cada vez serán menos los jóvenes que mantengan las pensiones de la población adulto mayor", adicionó el superintendente de pensiones.

 

"En la década de los años 40 comenzó a crecer la esperanza de vida al nacer, y lo que hay que ver es la esperanza de vida de los pensionados.... Es decir, que si el sistema sigue pensionando a los 60 años, el sistema va a tener una recarga más adelante pues su esperanza de vida rondará en unos 35 o 50 años los 90 años de edad", agregó.

 

"Desde la década de los años 70 hasta la fecha, la pirámide ha cambiado totalmente y la situación es irreversible, lo que nos espera para el 2030 y 2050 son escenarios preocupantes. En la actualidad, tenemos a seis personas cotizando para un adulto mayor y para el 2050 solo habrán dos personas cotizando para cada pensionado", finalizó Robles.

 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

{jcomments on}